bombilla

PONENCIAS

ponente

LA VENGANZA DE HERÁCLITO. Utopía, valores y opciones

Ander Gurrutxaga Abad


1. Utopía y Sueños. A lo largo de la historia, la utopía constituyó la capacidad para proyectar presentes o soñar futuros donde fuesen posibles otras formas de vida. La literatura de universos utópicos-con algunas variantes- proyectan sociedades sin conflictos, armónicas, donde la pobreza, la guerra o el hambre se desconocen.

2. Utopía y Vida Digna. La vida digna es el referente de la utopía moderna. Puede realizarse con los frutos del crecimiento económico, la redistribución de la riqueza, la instauración de la democracia, el acceso a bienes materiales básicos-trabajo, educación, sanidad y vivienda-, derechos fundamentales que impulsan el desarrollo humano y la realización de afectos y emociones.

3. Éxito, Expectativas y Oportunidades. Occidente vive de la ideología del éxito y su expresión es la relación entre expectativas creadas y oportunidades forjadas. Las expectativas se democratizan y relacionan con el éxito económico, la movilidad social ascendente, trabajo abundante, rentas superiores a las de generaciones anteriores, la democracia del consumo y la seguridad ante las contingencias de la vida. El problema es la distancia entre expectativas y oportunidades. Las consecuencias indeseadas de los dilemas son el malestar social- más o menos difuso-, la desafección, la incertidumbre, la falta de compromiso con instituciones, ideas y personas o la crisis de valores.

4. Opción, decisión, elección. Los temas de confrontación son -como enseñó I. Berlin-, sobre laopcióny elecciónde valores. El drama es elegir en el supermercado y organizar las expectativas y oportunidades, sabiendo que elegir es optar. Las respuestas no están en el regreso a la tradición o a formas de melancolía y pesimismo- Samuel Johnson decía que lo pasado nos parece mejor porque ya ha pasado, lo hemos aprehendido y lo comprendemos mejor- sino en dar respuestas a las preguntas sobre las prácticas que sostienen las opciones y los valores elegidos. La cuestión es la invención de soluciones a los dilemas y paradojas que crean las expectativas forjadas y las oportunidades perdidas. Ambas necesitan referentes y nuevas ideas que las interpreten, condiciones para realizarlas y buenas prácticas para innovar y evaluar lo hecho y lo dicho.

5. Respuestas y liderazgo. Los enemigos de la incertidumbre, el malestar y la utopía son la ausencia de respuestas a las razones que las provocan, la confusión entre hechos y consecuencias y la permisividad o la opción por valores como la codicia, la avaricia, la irresponsabilidad, la impostura, el fanatismo o la falta de humanidad. Hay que elegir entre valores, pero también entre formas de gestionar organizaciones, decidir sobre objetivos institucionales, la educación y creatividad de las personas, la innovación de lo construido y forjar liderazgos comprometidos. La opción es entre liderazgos inteligentes, eficaces, con capacidad para proyectar futuros o apáticos, tácticos, sin conocimiento de la complejidad de los hechos y las cosas, Ésta es otra elección y otras respuestas sobre las que hay que tomar decisiones y elegir para optar.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


moderador

LA GENERACIÓN DE CONOCIMIENTO Y SU REVERSIÓN A LA SOCIEDAD

Andoni Gartzia

 

Las sociedades avanzadas basan su crecimiento sostenible en el desarrollo de los avances científicos, y para ello invierten importantes recursos en que los agentes responsables de la investigación dispongan de medios y condiciones para producir y desarrollar estos conocimientos.

La articulación de la relación entre la ciencia, la tecnología derivada de dicha ciencia, su materialización por parte de las empresas en forma de innovación y su aprovechamiento en la sociedad (generación de empleo y desarrollo) es  un elemento clave para hacer que el sistema ciencia-tecnología-innovación-sociedad funcione deforma eficiente y los recursos invertidos reviertan en desarrollo socioeconómico.

Las particularidades más destacables de Polo Garaia son:

  • La promoción: se ha buscado la colaboración público-privada. Esta promoción está abierta a la entrada de otros promotores.
  • El concepto: GARAIA, como infraestructura de apoyo a la Innovación, desarrolla una unidad espacial o espacio físico en el que conviven la universidad, centros tecnológicos y unidades avanzadas de I+D de empresas, excluyendo de este espacio cualquier unidad de producción. La INTERACIÓN en un ESPACIO para la INNOVACIÓN.

 Conclusiones.

- El hecho de la promoción de un Parque Científico y/o Tecnológico (PCyT) y el de un Polo de Innovación, en si mismos no son una solución que pudiera resolver la problemática que plantea la necesidad de transferencia de conocimientos y tecnología al tejido empresarial de su zona de influencia.

- Aunque si es bien cierto que, un PCyT o un Polo de Innovación bien planificado y gestionado en las proximidades de una Universidad y de Centros Tecnológicos, con los que mantengan estrechas relaciones, será un elemento traccionador de las sinergias del entorno.

- Las distintas administraciones públicas deberán de plantear y definir la puesta en funcionamiento de un Sistema Ciencia-Tecnología-Empresa-Sociedad adaptado en cada caso a las necesidades y realidades del entorno.

- Habría que coordinar políticas formativas, de apoyo a los emprendedores, de puesta a disposición de las empresas del conocimiento disponible en los Centros Tecnológicos, así como la financiación de creación de unidades de I+D empresariales y de apoyo a proyectos de riesgo e internacionalización e intercooperación.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Iraitz Agirre Aranguren

Bagara egitasmoa

Iraitz Agirre Aranguren

 

La trayectoria histórica ha mostrado una deriva de indiferenciación entre la realidad cooperativa y la capitalista general. Esto se produce por varios factores y se manifiesta tanto en el metabolismo mismo de la empresa y también en el tipo de ser humano que reproduce el entramado cooperativo, muy parecido en muchas cosas al ser humano que reproduce el capitalismo típico. Después de cinco décadas de experiencia cooperativa, tanto el cooperativismo en general como el grupo Fagor en particular (como grupo comarcal promotor de la experiencia) necesita un horizonte que le proporcione un rumbo y que le ayude a orientar sus energías, con tracción y con realismo. 

El ADN de la experiencia cooperativa (persona, educación, solidaridad, trabajo) y la lectura renovada, compleja y rigurosa de la realidad social en que nos encontramos, nos llevan a visualizar un proyecto para el futuro.

Se trata de una continuidad y de un salto. Supone una continuidad con las ideas de transformación que impulsó esta experiencia. Y por otra parte supone dar un salto en el proyecto social  del cooperativismo, un salto liderado por una nueva generación. Este proyecto social supone tener un proyecto integral de comarca. 

Un proyecto integral significa un proyecto que intenta incidir en diferentes dimensiones de la persona de la comarca, con una coherencia conjunta, en diferentes ámbitos sociales del valle: la educación, la empresa, la formación juvenil, la vivienda, la comunicación, la cultura, el primer sector, la relación con el medio ambiente, la apertura internacional, la inmigración. Tenemos condiciones inigualables para ser un valle ‘punta de lanza’, una comarca experimental en lograr unas cotas desconocidas desarrollo comunitario dentro el mundo occidental.

De estas premisas ha nacido Bagara, un proceso que pretende influir en el desarrollo local del Debagoiena. Nos unen cuatro valores que consideramos son la base y el rumbo para un desarrollo integral, y las cuales nos dan un marco para trabajar: la identidad vasca, la sostenibilidad, la solidaridad y la autoorganización.

Desde este marco, son tres los ejes en los que se quiere trabajar: el área de promoción (9 son los temas que se quieren tratar, convirtiéndolos en espacios de confluencia social y con el objetivo de poner en marcha proyectos concretos que fomenten el desarrollo local). La educación (área en donde se quiere interrelacionar los agentes y sujetos implicados en el colectivo educativo, para poner en marcha también proyectos concretos). Y por último, el área de fortalecimientos del cooperativismo. Son las mismas cooperativas quienes deben decidir cómo incidir en el fortalecimiento de sus estructuras, pero en un principio Bagara ofrece un marco incomparable para que las cooperativas puedan incidir de puertas a fuera en el compromiso social de su entorno.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Francisco Javier Elzo Imaz

Valores para Euskadi líder en el siglo XXI

Javier Elzo Imaz

 

El pasado 1 de Septiembre leía en “La Vanguardia” un artículo de Ángel Castiñeira y Joseph María Lozano, profesores en ESADE, quienes bajo el título de “Gestión o Liderazgo”, escribían que “pasar de la M (de Management) a la L (de Leadership) va a exigir una tarea hercúlea de atrevimiento e innovación porque (….) el liderazgo incluye un trabajo profundo del yo, de sus valores, de sus actitudes, de sus emociones y de sus porqués”.

Llevo años sosteniendo que, “mutatis mutandis”, estas reflexiones pensadas para el futuro de la empresa valen también para el futuro de la sociedad. De ahí la pertinencia absoluta del tema de esta Mesa “Utopía social (nuevos valores)”. Así como la labor de Innobasque con el Libro Verde “Hacia una sociedad Vasca 2030 basada en valores innovadores”.

Hay que distinguir la utopía de la quimera. La quimera es un cuento de hadas que, a menudo, aparece como un articulado de buenos propósitos y una etérea llamada a la generosa participación de los ciudadanos. La Utopía es otra cosa. La utopía, amén de una ilusión a alcanzar y unos ideales por los que luchar, presupone la toma de conciencia del camino a recorrer, del esfuerzo a invertir, de las inercias a superar, de los conciudadanos a convencer. Todo ello tras un serio discernimiento de los valores a potenciar en cada momento histórico para cada sociedad concreta.

La Utopía en Euskadi hoy es la de un proyecto colectivo para el pueblo vasco (solamente sociedad vasca dirán otros). Una sociedad justa, amable, consciente de su pluralidad, buscando “ser sí misma” en el futuro, lo que el primer Touraine entendía por “historicidad, sin diluirse en otros pueblos, buscando la interdependencia entre unos y otros, adoptando como credo ético básico el respeto a los DDHH sin excepción, con una atención preferente a los que más lo necesitan. Acogiendo al inmigrante, pidiéndole que participe activamente en la construcción común de la Euskadi del futuro. Una Euskadi libre al fin de ETA.

Para avanzar en este objetivo sugiero el fomento de estos ocho valores: la competencia personal, la “inteligencia sentiente”, abiertos a la innovación positiva, la formación permanente, los valores instrumentales, la tolerancia solidaria y la necesaria intolerancia, la libertad más allá de la seguridad y el redescubrimiento del espíritu.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Mikel Gantxegi

Mundukideren utopia

Mikel Gantxegi

 

Mundukide es un sueño con el cual empezaron a soñar cuatro o cinco personas hace ya más de 10 años, personas trabajadoras, cooperativistas, comprometidas, solidarias … Esas personas se juntaron con la idea de crear una ONGD más grande, más profesional, que llegará a más gente. Con la idea de crear una ONGD que se especializará en proyectos de desarrollo socio-económico, de apoyo a iniciativas productivo-económicas. Con la idea de crear una ONGD diferente que funcionará y trabajará en clave más empresarial, más eficiente, más orientada a objetivos. Con la idea de crear MUNDUKIDE.

Pero no con cualquier espíritu. Todo ello estaba impregnado por la experiencia cooperativa de Mondragon como referencia e inspiración.  

La misión de Mundukide es aquella que inspiró a los primeros soñadores, es la de COMPARTIR UNA EXPERIENCIA, MEDIOS Y SABER HACER CON LOS PRUEBLOS DEL SUR PARA EL DESARROLLO DE LAS PARTES IMPLICADAS, es decir el desarrollo de ellos y el nuestro, en ellos un desarrollo más centrado en lo económico y social, en nosotros un desarrollo de los principios y valores cooperativos.

Desde la idea original de Mundukide ya llevamos más de diez años caminando, siguiendo ese sueño que a pesar de dar pasos sigue estando lejos …pero nos hace caminar.

Hoy en día estamos trabajando en Brasil y en Cuba, con el MST en Brasil y con cooperativas del Ministerio del Azúcar y la Agricultura en Cuba, en la formación y asistencia técnica para el desarrollo socioeconómico y el fortalecimiento de las personas y de las organizaciones. Estamos trabajando en Mozambique, ya en tres regiones, para impulsar el desarrollo socioeconómico regional y la mejora de condiciones de vida de las personas. Y también impulsamos otros trabajos, como el programa TRUKE de intercambio de experiencias junto con LANKI de HUHEZI; apoyamos a la organización CEDEPAS de Perú junto con el FISC y el Foro Rural; y otros apoyos y formaciones varias.

Pero nuestro objetivo no es impulsar programas de cooperación, hacer y hacer proyectos ….nuestro objetivo es aumentar las capacidades y la formación de las personas con la que trabajamos y mejorar sus condiciones de vida, mejorar sus aspiraciones … NUESTRO OBJETIVO ES QUE ESAS PERSONAS TENGAN NUEVOS SUEÑOS Y QUE TENGAN CAPACIDAD Y CONFIANZA EN QUE PUEDAN LOGRARLOS ¡!!.

Personas como Claudio del MST en Brasil, Rosalina de Marrupa en Mozambique o Miguel del ACPA en Cuba.

Y en dicha labor desde MUNDUKIDE queremos hacer participes e impulsar la colaboración y la implicación de los agentes del colectivo cooperativista, mujeres y hombres que se sientan cooperativistas.  MUNDUKIDE es un proyecto donde participan además de un equipo de personas profesionales; voluntarios, profesores de LANKI-HUHEZI y jubilados cooperativistas; estudiantes y profesores de la Universidad; socios y trabajadores en activo de las cooperativas; y las mismas cooperativas como institución.

En MUNDUKIDE queremos poner al colectivo cooperativo a soñar en la solidaridad y la cooperación con los pueblos más empobrecidos.

Y ponernos, todos juntos, a caminar hacia ese sueño.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Juan Mª Otaegui Murua

 

Juan Mª Otaegui Murua

 

El concepto de utopía está en la base del cooperativismo  universal. La proyección humana de un mundo idealizado donde la persona ocupa el papel central es un denominador común del cooperativismo.  Los Principios de la ACI  constituyen ese sustrato común  bajo el cual se desarrollan diferentes experiencias cooperativas.

Me gustaría referirme a la experiencia cooperativa de Mondragón que es la que conozco. Si yo tuviera que elegir una expresión que resumiera la utopía Ariezmendiana me quedaría con ésta:

“Transformar la empresa para transformar la sociedad “

Desde esta concepción se parte por dar respuesta a las necesidades sociales desde el cooperativismo.  Así además del cooperativismo de trabajo asociado surge el educativo, el  de crédito, el agrario, el de consumo, el de servicios sociales y asistenciales, el de vivienda y experiencias como Alecoop para los estudiantes  Auzolagun para la mujer e Ikerlan en el plano de la investigación.

Toda una actuación global en ese ánimo de ir transformando la sociedad. Pero, ¿se está en el camino de conseguir ese objetivo?

En mi opinión si a la luz de esta utopía que estuvo en la visión que dio nacimiento al cooperativismo de Mondragón  analizáramos la evolución del mismo, la conclusión que podríamos obtener es que la aportación del cooperativismo a la transformación de la sociedad no ha sido relevante.

Lo que sí han sido relevantes han sido los pasos dados en la transformación de la empresa. Pero ha sido una transformación que ha afectado al propio conjunto de los cooperativistas principalmente, si bien con una manifiesta vocación de incrementar  el número de cooperativas y de cooperativistas.

Y ha sido además una transformación en la que el cooperativismo ha tenido que ir adaptando o modulando algunos de sus Principios para adaptarse a una sociedad cambiante y a un entorno económico   cada vez más global y competitivo.

¿Quiere esto decir que el cooperativismo de Mondragón se ha ido construyendo  sin ser plenamente coherente con la vocación transformadora de la sociedad hacia ese mundo  nuevo, más justo y solidario, que constituyó la mística cooperativa impulsada por Arizmendiarrieta?

¿Se podía haber hecho de otra manera? ¿Se puede hacer de otra manera?

¿Qué pasa respecto del futuro? ¿Cuál es el reto fundamental del Cooperativismo y cuál es su utopía?

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Joan Subirats

DEMOCRACIA SIN INTERMEDIARIOS

Joan Subirats

 

En esta ponencia se argumentará sobre la aparente pérdida de calidad de la democracia representativa, que conlleva problemas de desafección, lejanía y absentismo de la sociedad en relación a las instituciones políticas. ¿Qué causas? ¿Qué alternativas? Se explorarán ideas como democracia deliberativa, democracia participativa y las posibilidades de cambio que ofrece la nueva época que vivimos y sus transformaciones en información y comunicación. Como avanzamos de una lógica de gobierno a una de gobernanza, como relacionamos mejor democracia política y democracia económica, como avanzamos en una cultura de “lo común” que nos haga sentir implicados  en los problemas e iniciativas sociales, en la esfera local y en la dimensión global.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Jonan Fernandez

El experiendizaje una pedagogía para mejorar la vida

Resumen de la intervención de Jonan Fernandez, Director de Baketik

El experiendizaje es un término que sintetiza un trabajo de cuatro años en Baketik, el centro por la paz de Arantzazu. Surge de una metodología innovadora y es motor de innovación ética que vertebra sus actividades y proyectos. Expresado de modo muy sintético, el experiendizaje es una pedagogía para mejorar la vida.

Ampliando la explicación, cabe agregar que se trata de una pedagogía para aprender a mejorar la vida personal, la sociedad, la convivencia y la educación. Es el resultado de la sinergia de dos conceptos integrados: experiencia y aprendizaje. Quiere decir que podemos mejorar haciendo aprendizaje de la conciencia de nuestra propia experiencia.

Solo se conoce y aprende verdaderamente aquello que se experimenta conscientemente. El experiendizaje se centra en 8 experiencias concretas de nuestra realidad personal para transformarlas en 8 aprendizajes. Ocho experiencias con un enorme potencial didáctico que forman parte de lo más singular y universalmente humano y que tienen un enorme potencial didáctico porque nos enseñan lo fundamental.

Esas ocho experiencias son las vivencias de la limitación, el agradecimiento, la conciencia, la dignidad humana, el diálogo, la empatía, la paciencia y el amor. El experiendizaje propone una toma de conciencia activa y progresiva sobre ellas para transformarlas en aprendizajes sostenidos de vida, convivencia y educación.

Cuatro de ellos son aprendizajes básicos: los aprendizajes de la limitación de la condición humana, del sentido del agradecimiento, de la escucha de la conciencia y del significado de la dignidad humana. Tres son instrumentales: los aprendizajes del más del diálogo, del más de la empatía y del más de la paciencia. El octavo y último es el aprendizaje fundamental del amor.

Uno de los campos de aplicación preferente del experiendizaje es la innovación, más concretamente, su contribución a la definición y configuración de bases para una ética de la innovación.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Txomin García

INNOVACION SOCIAL EN LA EMPRESA

Txomin García

 

Si alguna palabra se ha impuesto recientemente en los foros, seminarios y conversación cotidiana esa ha sido la palabra “crisis”. Al mismo tiempo, en ámbitos empresariales, ante la “crisis” surge con fuerza el término innovación como el único camino para garantizar la continuidad de la empresa. Pero, en términos empresariales, innovación se debe traducir en competitividad, capacidad para aprovechar las oportunidades … Y volvemos a estar en el principio. ¿Qué creemos que han estado haciendo siempre las empresas con mayor o menor acierto?:  innovar, adaptarse para mejorar su competitividad y aprovechar las oportunidades. La innovación ha sido consustancial con la propia evolución humana, de la empresa, de la sociedad, en cuanto que lleva asociada el concepto de adaptación: para sobrevivir, para competir, para desarrollarse. Por tanto, debemos ir más lejos y dar con las claves reales sobre las que construir una competitividad sostenible en un escenario “nuevo y desconocido”.

Estamos en “cambio de tiempo” y debemos construir un nuevo paradigma empresarial acorde a este nuevo tiempo. La Innovación será siempre el resultado de lo que hagamos y lo importante es saber lo que hay que hacer, cómo hacerlo y hacerlo bien.

Estos nuevos tiempos nos traen una nueva manera de competir y las empresas que triunfarán serán las que dominen primero los nuevos factores de competitividad y superen todas las barreras propias (incluida en muchos casos la propia “cultura corporativa”) de unas organizaciones preparadas para “tiempos pasados” que no volverán.

Los nuevos factores de competitividad deberán construirse sobre tres vectores: personas, espacio y tiempo. Las tres variables cuya dimensión tanto cualitativa como cuantitativa ha sufrido un cambio extraordinario y sin precedentes en muy poco tiempo relativo y, ante los cuales, nuestros vehículos organizacionales actuales (modelos de gestión y organizativos, rol de las personas,  perfiles de los líderes, estilo de liderazgo y relaciones) se ven desbordados y deberán ser rediseñados.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA


Pablo Angulo

Utopía Cooperativa (Cooperación)

Pablo Angulo Bárcena

 

En una sociedad marcada por las desigualdades, la economía social (y solidaria) siempre busca establecer –de forma estratégica- vínculos muy estrechos entre los objetivos sociales y económico-empresariales.

Como se despliega en numerosos ámbitos de actividades debe centrarse –acorde a los signos de los tiempos- en los mensajes principales. En este  caso propongo tres, por su gran relación con la actividad estrictamente empresarial: innovación, internacionalización e integración.

Las políticas públicas juegan un papel central en el desarrollo de estos campos mediante diversos instrumentos y habrá que evaluar sus efectos porque pueden bien reforzar la innovación social, o bien instrumentalizar y explotar estas iniciativas.

Se trata de presentar una utopía (camino de crecimiento continuo) -atendiendo al futuro y la prospectiva solvente que existe- que nos ayude a comprender la variedad de efectos sobre el futuro de la economía social y/o lo que hoy se viene denominando Cuarto Sector.

VER OTROS PONENTES | VER EL PROGRAMA